← Volver

Lizy Tagliani compartió su álbum familiar en Adrogué

Compartir en:

miércoles 13 de mayo del 2020

La artista publicó en su cuenta de Instagram una secuencia de fotografías cargadas de emoción. Mirá las imágenes.

El aislamiento social es una buena oportunidad para sumergirse en el baúl de los recuerdos y redescubrir fotografías que nos lleven a viajar en el tiempo. Así lo entendió la talentosa artista Lizy Tagliani. Es que días atrás, mediante su cuenta de Instagramcompartió diferentes imágenes de su infancia en Adrogué e hizo emocionar a sus seguidores.

Sus postales como “Luisito”, su nombre de nacimiento, la muestran siendo protagonista de actos escolares, tomando la primera comunión y compartiendo bellos momentos junto a su abuela y primos. Este recorrido por su historia demuestra que si bien su camino para triunfar en el mundo del espectáculo no fue fácil, jamás renegó ni intentó ocultar su pasado.

 

Su vida, sus recuerdos

En la primera foto se la puede ver actuando en la Escuela N° 56, fue justo antes de mudarse a Adrogué. “Si mal no recuerdo era una obra los sordos, me re acuerdo de los nenes aunque no de sus nombres. Soy la del poncho salteño (rojo)”, aseguró la conductora de “El precio justo”.

Luego, llegó el momento de la primera comunión. Se la puede ver impecable para la ocasión y detrás de una enorme torta. Se encuentra rodeada de sus tíos y un papá del corazón. Fue en el barrio San Miguel de Burzaco.

“Empezando por el de anteojos, Pacho, Rito, Beto, Rubén (papá) y Neni. Los Agüero hermosa familia. Desde no sé qué edad tendría yo pero Rubén fue el marido de mamá mucho tiempo, era bueno divertido y lo recuerdo muy alto... el alcohol opacada todo lo lindo que vivíamos”, admitió Lizy.

A pedido de sus seguidores, la browniana compartió más recuerdos de aquel día. Contó que luego de que confirmaran la fecha de comunión en la Iglesia San José Obrero, escuchó decir a su mamá que no iba a poder realizarle su festejo por falta de dinero.

“Maaaa, ¿por qué no voy a tener fiesta de comunión? ¿Por qué no tenemos plata? Yo le puedo decir a la abuela Gregoria que haga tortillas de queso. Mi mamá me miró con esa sonrisa que nunca se le borraba y me dijo: 'No digas nada, es una sorpresa'. No sé de dónde pero estoy segura que fue trabajando y acá están las fotos del fiestón. Hasta fotógrafo porque no teníamos cámara”, contó la artista.

Todo fue como Lizy lo había soñado. "Estuve enojada toda la fiesta porque me cargaban porque no me quería sacar los guantes ni el moño ni dejar el rosario ni el libreto, nada jaja. Hasta comí así", comentó en la publicación.

Ya más grande, a los 15 años, una imagen la muestra muy sonriente y vestida de payaso. Fue en las instalaciones de un colegio donde había llevado con su familia una donación de juguetes por el Día del Niño.

El recorrido por sus recuerdos siguió al día siguiente con una hermosa postal de su querida abuela Gregoria y sus primos. Con ella, cerró una secuencia de imágenes que la enorgullecen y la mantienen siempre fiel a sus raíces.

 

En redes

https://www.instagram.com/p/CAI8T0PBKuu/?utm_source=ig_web_copy_link

Escribanía Herrero - Cultura
Notas relacionadas

Clases virtuales de Circo, una opción gratuita para divertirse en familia

¡Llegó la Primavera!: Brown celebra con DJ's en vivo

Lanzaron una guía para “matear” en pandemia

Lanzan un nuevo curso gratuito de huerta orgánica en Brown

X
error: Atención: ¡El contenido está protegido!