← Volver

Es de Claypole, juega en Banfield y rapea por un fútbol igualitario 

Compartir en:

jueves 10 de septiembre del 2020

Milagros Rivero forma parte del plantel femenino del "Taladro" e integra el grupo musical Profeta 77. En plena pandemia, escribió una canción que se volvió furor en las redes. Mirá el video

A base de lucha y esfuerzo, en los últimos años el fútbol femenino en Argentina fue ganando el protagonismo que se merece. Pese a eso, aún quedan varios aspectos económicos y deportivos para que la disciplina logre la igualdad que algunos se niegan a darle.

En esa línea, se dirige la pelea diaria de Milagros Riveros de 20 años. Cuando el aislamiento aún no existía en el país, la oriunda de Claypole la rompía todos los fines de semana con la camiseta de Banfield y se tomaba cada partido como una nueva oportunidad para recuperar la paridad que les fue arrebatada.

A la par encontró su otra pasión: el rap. Actualmente integra el grupo Profeta 77 junto a su hermano mellizo y dos amigos. Con el tema de su autoría llamado "Suspiro", revolucionó las redes sociales y se viralizó rápidamente.

"Surgió porque extraño jugar. Decidí hacerlo canción y además contar parte de mi carrera en el deporte y buscar un cambio para el fútbol femenino con respecto a la igualdad", explicó Milagros en diálogo con www.deBrown.com.ar. 

Su historia

Comenzó a jugar a los 8 años en el Club La Belgrano de Claypole junto a los varones. Pese a eso, un árbitro le negó el derecho de participar del torneo por ser mujer y decidió abandonar la actividad. "Pensé que no iba a poder seguir, hasta que apareció una chica del barrio y me propuso unirme a Las Lobas", recordó.

A los 17, después de defender también la camiseta de Santa Clara y Las Leonas, Lorena Galeano la llevó a probarse a Racing de Avellaneda. Con la práctica en auge formó parte del plantel que logró el ascenso a Primera División durante una temporada y media. Sin embargo, se vio obligada a frenar su carrera para dedicarle tiempo al estudio.

"Tuve que dejar de jugar porque quería ser abanderada en el colegio y lo conseguí, pero no volví y seguí con los equipos del barrio", sostuvo la volante por izquierda que hoy se luce con los colores verde y blanco, a este medio.

En 2019, llegó a Banfield y encontró la continuidad que necesitaba. Antes del parate por la pandemia de Coronavirus había convertido cinco goles."El fútbol para mi es todo. Tengo el sueño de ser parte de la Selección Argentina", cerró Milagros.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Un pequeño video que acaricia mis recuerdos ⚽️

Una publicación compartida de ꧁Mɨlαgroຮ ɨʋɛʀօ꧂ (@milurivero11) el

 

SamiSalud - Deportes
Libero - Deportes
Notas relacionadas

Brown de Adrogué: se suspende un amistoso por un posible caso de Covid-19

El plantel de Claypole fue testeado para retomar los entrenamientos

Club Claypole: plasmaron su historia en un emotivo mural

El campeón mundial Jeremías Ponce vuelve a subirse al ring

X
error: Atención: ¡El contenido está protegido!